Noticias de Pacífico Business School
internaInstitucionalNoticias.master

La pedagogía como parte del liderazgo, por Ben Schneider

16 de mayo del 2018 | 00:00
​Muchas son las responsabilidades que debe asumir un líder empresarial, entre las que destacan el analizar y diagnosticar el mercado en el que se desenvuelve su organización; el desarrollar con sus colaboradores la estrategia a seguir; el comprometerse con la ejecución de la estrategia, lo que supone seleccionar a los integrantes de los equipos multifuncionales; el realizar revisiones para constatar avances y desviaciones, y en base a ello tomar los correctivos. Junto a estas tareas deberá inspirar y predicar con el ejemplo.

Sin embargo, existen características que diferencian a los grandes líderes del resto. El doctor Sydney Finkelstein de la escuela de negocios Tuck del Dartmouth College, ha dedicado más de 10 años a estudiar a líderes de clase mundial y encontró una cualidad distintiva en aquellos que marcan la diferencia. Su investigación dio cuenta de que estos líderes se desempeñan como profesores dentro de sus organizaciones. ​Ellos invierten muchas horas enseñando a sus colaboradores principios que guían los negocios, tácticas para desenvolverse en la 'cancha', detalles técnicos e inclusive lecciones de vida.

Es por ello que resulta relevante para los gerentes el tomar conciencia sobre qué enseñar, cuándo hacerlo y cómo lograr que la lección logre impactar positivamente en el desarrollo de sus colegas. Según el doctor Finkelstein, las lecciones que imparten los líderes exitosos se clasifi can en tres grandes rubros.

El primero refuerza el concepto de profesionalismo y abarca temas asociados a cómo preparar reuniones productivas, cómo comunicar una visión sobre los productos o servicios de la firma, cómo analizar la industria en donde actúa la empresa y hacia donde evoluciona. Cómo los colaboradores pueden convertirse en mentores y cómo actuar ante situaciones que atenten contra la ética y misión de la firma.

 El segundo grupo de lecciones se refiere a puntos a pulir en las competencias de los colaboradores. Estas enseñanzas están referidas a los aspectos técnicos inherentes a la industria en que opera la empresa.

 El tercer grupo de lecciones se denomina lecciones de vida. Los grandes líderes no se limitan a enseñar aspectos referidos al trabajo dentro de la empresa, sino que intentan compartir su experiencia en otros ámbitos. Cómo balancear la vida profesional con la familiar, cómo planificar objetivos personales de corto, mediano y largo plazo, cómo mantenerse en forma y cómo fomentar relaciones.

Tan importante como saber qué enseñar, es saber cuándo hacerlo. No se trata necesariamente de clases formales, sino que el líder exitoso se apalanca de situaciones para impartir sus lecciones. Una manera de incentivar el aprendizaje es a través de formular preguntas sugestivas.

El rol del líder se potencia cuando interioriza dentro de sus responsabilidades el transformarse en maestro que con generosidad comparte sus conocimientos y experiencia.​​​
Tags: